domingo, 22 de abril de 2007

Después de todo...

Todos tenemos preferencias, por eso ya no me asusta que alguien obre de una manera o de otra...
Soy una persona a la que le gusta involucrarse con la gente a la que quiere, pero a veces con eso no es suficiente... Quizá a veces tengas que hacer méritos que ni siquiera quieres ni te apetece hacer por alguien, pero no preguntas, ni siquiera escatimas, si no que si a alguien le hace un poquito más feliz, lo haces y punto, sin pensar ni siquiera si eso mismo lo harían por ti mismo... y es aquí donde llegan las sorpresas, cuando te dejas los cuernos por esa persona que lo necesita y cuando tu la necesitas más que nunca, zas! te ves más solo que la una sin saber ni siquiera a que se debe esa manera de obrar...
En este último mes de mi vida, he tenido que valorar muchos momentos, palabras y gestos de toda esa gente que me rodea y de repente, me he dado cuenta que una de las canciones de mi banda sonora personal es "La vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida... ay Dios!..." y piensas... vaya, la gente ha aprendido a contar y, para mi sorpresa, no han contado conmigo, parece ser que solo salgo en las cuentas de las de siempre (que no son pocas) y en las de alguna persona que cada día sorprende...
Lo que quiero decir con todo esto es que, para mi forma de ver las cosas, el orden de los factores si altera el producto...
Dios mio!!!
Creo que me he convertido en una tortuga!!! jejejeje!!!

viernes, 13 de abril de 2007



Gracias por estar conmigo en los buenos y malos momentos... sé que te gusta esta canción, asi que para ti... ;)

domingo, 1 de abril de 2007

Viernes con la sonrisa puesta!


Qué gran viernes!! Después de bastante tiempo sin salir en condiciones, este viernes se ha llevado la palma! Pa empezar, quedamos con un buen amigo para ir a tomar unas copillas a su casa (ese Óscar!!). Una vez allí y recién llegados mis ojos divisaron un cd increíble!!! El singstar de lo mejor de pop español!!!! Bien bien!!!! jajajaja! Y ahí fue cuando empezó todo... El alcohol empezó a correr por nuestras venas de manera acelerada y los platos combinaos nos hacían reírnos de los adversarios y sus maravillosas entonaciones... jajajaja!! Ole mi Óscar y mi Chan!!! jajajaja! Mi Sole y yo les dejamos boquiabiertos deleitándoles con nuestras voces (más de 8.000 puntos... recordad, recordad...) y mi hormiga cantaba como un angel-hormiga!! Pues así nos tiramos una gran parte de la noche... claro está que el alcohol corría cada vez más rápido y así llegamos hasta el Duende, de lao a lao y sin parar de cantar!! Allí nos esperaban dos amigüitos, Alber y Lon, los cuales fliparon cuando nos vieron llegar con tan graciosa tajaílla! jajajaja! y ahora q... ooooootro copazo en el duende y niña para ya que parece que empiezas a ver borroso... jajajaja! Y si, después de mucho tiempo, terminé en el sugar con una coca-cola... que le vamos ha hacer... ;p